Orden Ejecutiva sobre la Fuerza Laboral de Seguridad Cibernética de Estados Unidos

Left
Orden Ejecutiva sobre la Fuerza Laboral de Seguridad Cibernética de Estados Unidos
Right

Orden Ejecutiva sobre la Fuerza Laboral de Seguridad Cibernética de Estados Unidos
 
Objeto

Informar sobre la orden ejecutiva firmada el 2 de mayo por el Presidente Trump sobre la creación de una fuerza laboral de ciberseguridad para los Estados Unidos[1].

Antecedentes

La escasez de profesionales en el ámbito de la ciberseguridad es un permanente en el mercado laboral a nivel mundial.

Según un estudio del Consorcio internacional de Certificación de Seguridad de Sistemas de Información o (ISC2[2]), una de las mayores organizaciones americanas sin ánimo de lucro formada por especialistas certificados ciberseguridad, entre septiembre de 2017 y agosto de 2018, los empleadores de EE.UU, publicaron casi 314.000 empleos para profesionales de la ciberseguridad, que no llegaron a cubrirse. Según esta misma organización se estima una brecha de casi 3 millones de empleos ciberseguridad a nivel mundial

En Europa, muchos son los datos que se manejan en relación a una demanda laboral en auge y difícil de cubrir, se estima que en 2022, este sector creará 350.000 empleos en ciberseguridad[3].

Por su parte en España, el Observatorio de Ocupaciones de 2018 de la Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) prevé una cada vez mayor demanda[4] de profesionales en este ámbito y asocia a este las necesidades de aumentar la formación en este marco, a fin de responder al mercado laboral.

Añadir que además, solo el 11% de los puestos de trabajo actuales en ciberseguridad están ocupados por mujeres a nivel mundial y en Europa dicha cifra es aún menor, solo un 7%[5].

El sector de la ciberseguridad tiene una tasa de desempleo casi inexistente.
 
Consideraciones

Estados Unidos cuenta con la Estrategia de Seguridad Nacional de 2017 en la que se destaca la ciberseguridad como una prioridad. En 2018 se actualizó la Estrategia Americana de Ciberseguridad, tras 15 años, donde se incluye como prioridad el desarrollo una fuerza laboral de ciberseguridad fuerte. En 2017, el Presidente Trump también emitió una orden ejecutiva para fortalecer la ciberseguridad de las redes federales y las infraestructuras críticas.

La nueva Orden firmada por Trump viene a reforzar la fuerza laboral en ciberseguridad americana entendiendo la misma como un activo estratégico del país. Para ello propone una fuerte colaboración y acción del gobierno y del sector privado para hacerla crecer y prosperar de manera que, mediante el talento y las habilidades de los trabajadores públicos y privados, se mejore la protección de las infraestructuras críticas, la defensa nacional y se contribuya al crecimiento de la economía moderna.

Entre algunas de las medidas incluidas en dicha Orden, se encuentran:

  • El apoyo en el desarrollo de las habilidades de ciberseguridad y fomento de la excelencia de sus recursos humanos a fin de que el país pueda mantener su ventaja competitiva en la ciberseguridad.
  • El fomento de la Iniciativa Nacional para la Educación en Ciberseguridad (NICE)[6] cuyo objeto es identificar, reclutar, desarrollar y retener el talento de ciberseguridad, así como al incremento de habilidades de ciberseguridad en el manejo de los sistemas en los que se basan defensa e infraestructura crítica americana.
  • El desarrollo de planes de estudio para cerrar las brechas de habilidades y conocimientos en ciberseguridad.
  • La promoción del aumento de los puestos de trabajo en ciberseguridad dentro del Gobierno, desarrollando un programa rotativo para que los empleados puedan ampliar su experiencia desde distintos ámbitos.
  • El establecimiento de los Premios Presidenciales de Educación en ciberseguridad para reconocer a educadores de escuelas primarias y secundarias que enseñan contenido relacionado con la seguridad cibernética.
  • El establecimiento de la Copa del Presidente para empleados civiles y militares federales para recompensar a los mejores profesionales y equipos de ciberseguridad del Gobierno.
  • Realizar un informe de la Fuerza Laboral a través de un proceso de consulta que incluya al gobierno, las instituciones académicas, el sector privado y otros socios relevantes para evaluar y hacer recomendaciones para abordar las necesidades de la fuerza laboral de ciberseguridad nacional y garantizar una mayor movilidad de sus recursos humanos.

Es importante resaltar que la Orden realiza una llamada de atención sobre la acción nacional para movilizar recursos del sector público y privado de cara a abordar las necesidades de la fuerza laboral en materia de ciberseguridad. Concretamente, este esfuerzo irá dirigido al alineamiento de la educación y la capacitación según las necesidades del mercado de trabajo a fin de mejorar la coordinación y la empleabilidad.
 

 
[5] Global Information Security Workforce: Women in Cybersecurity
[6] La Iniciativa Nacional de Educación en Seguridad Cibernética (NICE), patrocinada por el Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST) es una sociedad entre el Gobierno de los Estados Unidos, las universidades y el sector privado cuyo objetivo es la educación y capacitación en ciberseguridad y en el desarrollo del personal
 
 
Seguridad Nacional un proyecto compartido