HURACÁN IRMA

Left
Right

Fuente: Internet. NOAA. Weather.gov.(https://radar.weather.gov/Conus/southeast_loop.php)

ANTECEDENTES

El huracán IRMA tocó tierra en el Caribe, con categoría 5 de la escala Saffir-Simpson (la máxima), el pasado 6 de septiembre afectando a Antigua y Barbuda, Anguila, islas Vírgenes británicas, San Bartolomé, San Martín así como a otras islas del este del mar Caribe. Posteriormente se desplazó sobre Puerto Rico, República Dominicana, Haití, islas Turcas y Caicos y Bahamas.
Se trata de territorios con las capacidades ya mermadas tras una prolongada sequía y numerosas inundaciones, especialmente en las islas orientales del Caribe, así como República Dominicana, Haití, Cuba y Bahamas.
El sábado, el huracán tocó Cuba de nuevo con categoría 5, hecho que no se registraba desde 1924 y el domingo impactó sobre Florida, rebajado a categoría 4. Se trata del peor huracán registrado en el Atlántico.
 

SITUACIÓN

Al menos 26 personas han fallecido (5 en las Islas Vírgenes Británicas, 1 en Anguila, 2 en la parte holandesa de San Martín, 9 en los territorios franceses de San Martín y San Bartolomé, 4 en las Islas Vírgenes de EE.UU., 3 en Puerto Rico y 2 en Antigua y Barbuda). Se espera que esta cifra aumente conforme se restablezcan las comunicaciones en el Caribe.
Según informes preliminares, las zonas más afectadas son Anguila, Barbuda, San Bartolomé y  San Martín, pero también las islas Vírgenes británicas y las islas Turcas y Caicos. Se han registrado daños de consideración en las principales infraestructuras así como en centros hospitalarios y sistemas de comunicaciones y de logística, que dificultan las labores de emergencia. Los cortes de suministro eléctrico han afectado a gran parte de la población y el acceso a agua potable se ha visto muy limitado.
El aeropuerto internacional José Martí de La Habana no operará previsiblemente hasta el mediodía del martes. El Aeropuerto Internacional de Miami continuará hoy cerrado.
Por su parte, el presidente de EEUU ha aprobado la “Declaración de desastre” para el estado de Florida, lo que permite el desembolso de ayuda económica federal para apoyar los esfuerzos estatales en la recuperación de los daños ocasionados por el huracán. En EE.UU las autoridades ya activaron, al inicio de la formación del huracán Irma, a unos 11.000 miembros de la Guardia Nacional para llevar a cabo medidas preventivas, tanto en el traslado de evacuados como de apoyo a las autoridades locales, como de seguridad, especialmente tras el paso del huracán. Estos efectivos se han desplegado por Puerto Rico, Carolina del Sur, las Islas Vírgenes y especialmente en la Florida con unos 8.000 militares entre los que se encuentran efectivos aéreos.
Varias agencias de las Naciones Unidas o la Cruz Roja, así como Gobiernos de distintos países como EEUU, Reino Unido, Francia y Holanda ya han movilizado equipos y suministros de emergencia para atender las necesidades básicas de la población de los territorios afectados.

 

PREVISIÓN

El huracán IRMA, rebajado a categoría 1, continúa debilitándose, con vientos de unos 135 km/h, mientras se desplaza sobre el oeste de la península de Florida.
El huracán José, que se formó el pasado 5 de septiembre en el Océano Atlántico, se desplaza en la misma dirección que el IRMA. Hasta el momento, la mayoría de las islas caribeñas más pequeñas que sufrieron importantes daños por el IRMA no se han visto afectadas por el huracán José. En estos momentos se ha rebajado a categoría 3 y se espera que vaya debilitándose progresivamente durante los próximos días.
 

MEDIDAS ADOPTADAS POR LA UE

La UE ha anunciado una ayuda humanitaria adicional de 2 millones de euros para las islas más afectadas del Caribe, que contribuirá al restablecimiento de sectores claves como sanidad, gestión de residuos, logística y disponibilidad de agua y saneamiento. Además, ha destinado 158.000 euros a Cruz Roja para asistencia en Antiguar y Barbuda, República Dominicana y Haití. Por último, recuerda que cualquier país de la región afectada puede solicitar ayuda a través del Mecanismo de Protección Civil de la UE.
La Comisión Europea mantiene desplegado un equipo de expertos en Haití y en República Dominicana, donde los daños no han sido tan severos. Por otra parte, otros 15 expertos del Equipo de Protección Civil de la UE se encuentran alertados en caso de que se reciba una solicitud de asistencia a través del Mecanismo de Protección Civil de la UE. En este grupo de expertos no se encuentra ningún español.
El sistema de observación Copérnico de emergencia de la UE se encuentra activado y ya ha suministrado 30 mapas de evaluación.
El Centro Europeo de Respuesta y Coordinación de la UE permanece en contacto con los Estados participantes en el Mecanismo de Protección Civil de la UE, especialmente con aquellos con territorios de ultramar afectados. Asimismo ha proporcionado equipos básicos de emergencia para Antigua y Barbuda a través de la Federación Internacional de la Cruz Roja. Las oficinas regionales comunitarias se encuentran preparadas para coordinar la asistencia.
 

MEDIDAS ADOPTADAS POR ESPAÑA

El Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación (MAEC) mantiene activado el protocolo de emergencia consular para atender a través de la red de embajadas y consulados españoles en la zona a los nacionales que pudieran verse afectados.
España ya ha comprometido el desembolso de 80.000 euros de ayuda de emergencia para atender a las necesidades de algunos de los países afectados por el paso del huracán. Esta ayuda se canalizará a través del Fondo de Respuesta a Desastres de la Federación Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja. Los territorios beneficiarios son Haití, República Dominicana, Antigua y Barbuda y San Cristóbal y Nieves.
Las Embajadas y Consulados españoles en las zonas afectadas continúan informando a través de redes sociales de las recomendaciones a seguir y de los números de teléfono de emergencia consular en caso de necesidad.
 
Fuente: Oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios, Comisión Europea, Centro de Coordinación de Respuesta a Emergencias de la UE, Gobierno de Estados Unidos, Centro Nacional de EEUU de Huracanes, Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación.

 
Con el apoyo de Red.es
Seguridad Nacional un proyecto compartido